¿Quieres tener un bebé y no lo has  logrado?

Hace unos meses atrás, posteé un contenido acerca de mi proceso para lograr mi segundo bebé, pero la verdad el tema principal fue dedicado a Dios y al tiempo que él decidió cumplirme este deseo. Pero hoy quiero continuar con mi historia (ya que es larga y se las voy a relatar por etapas jejejejee); así que pudiera llamarle a este artículo la segunda etapa de lo que fue mi proceso para embarazarme por segunda vez.

Este contenido va dirigido a las mujeres que están en la búsqueda de un bebé y que se sienten frustradas, para que mi humildad y mi corazón puedan ayudarles a despertar la conciencia de las cosas que yo considero que tienen que sanar, depurar y activar antes que llegue esa semillita tan deseada y sagrada a sus barriguitas.

Estoy escribiendo y me parece increíble todo lo que he pasado, porque cuando decidí empezar la búsqueda de mi segundo bebé jamás me imaginé todo el aprendizaje que debía aceptar y valorar antes de su llegada.

 Recuerdo que cuando ALONDRA cumplió 6 años de edad le dije a mi esposo que ya no me iba a cuidar más y allí empezó esta historia:

⭐️ Fui al médico para hacerme un chequeo general y todo salió muy bien, él me dijo que me relajara y que si en 1 año no quedaba embarazada que volviera. Sin embargo, pasaron casi 9 meses y nada que llegó la cigüeña, pero en ese momento ya había aparecido la oportunidad de mudarnos de país y por ende volví a poner un stop al tema y empecé la toma de pastillas nuevamente; pero para serte sincera no estuve nunca convencida de la decisión que había tomado porque ya para ese entonces mi familia y yo deseábamos muchísimo la llegada de otro/a integrante.

No voy a negarte que eso me afectó a la calladita, pero no comentaba nada porque no quería desenfocar a mi esposo de nuestra ida a otro país; en realidad lo quería todo, mudarme y el bebé (cosa típica de una mujer jejejejej), así que no me quedó de otra que entregarme en cuerpo y alma al tema de la mudanza (sacar papeles, vender bienes y pare de contar  todo lo que este otro proceso llevó). Por supuesto había pospuesto por completo la búsqueda del baby, pero justo un mes antes de irme del país, me realicé un chequeo médico general y un dia antes de montarme en el avión me entregaron los fatales resultados, que desajustaron por un buen tiempo mi vida y de los cuales tuve muchas enseñanzas, incluso echar mi lápiz andar en una hoja en blanco para hoy contarles esto.

Criollamente hablando los laboratorios habían arrojado que ya no tenía reserva ovárica y que por esa razón bajo ningún método iba a quedar embarazada (cabe destacar que yo me había desarrollado a los 8 años de edad y esto les confirmaba a los médicos el resultado descrito). Ese día que me dieron el informe médico, me volví como loca, fui a buscar en menos de una hora una segunda opinión para confirmar la noticia y aunque lloré, pataleé y recé para escuchar un criterio diferente, pues no lo conseguí. Más bien la respuesta de esta doctora había sido hasta peor, mucho más cruel; ella me había dejado saber que ni con in vitro iba a poder lograrlo.

¿Y qué pasó después ?, yo me desplomé y solo me quedaban escasas horas para montarme en un avión; mi cabeza estaba atormentada, pero con todo y eso tomé valor y seguí mi camino y al llegar a mi nuevo hogar decidí buscar ayuda espiritual, así que me inscribí en un retiro católico llamado Emaús, el cual ⭐️me ayudó a drenar, a conocer otras historias mas fuertes y a ⭐️confirmar que Dios es milagroso y que nada es imposible mientras estés viva; de allí salí y me inscribí en otro curso de coach profesional porque quería encaminar mis pensamientos y empoderarme como ser humano y mujer, mientras tanto también pertenecía a un grupo de coach, los cuales nos reuníamos una vez por semana para ⭐️realizar terapias de visualizaciones y ⭐️de sanación. Todo esto conllevó a traer a mi vida nuevamente el PERDÓN, tanto para mi como para mis familiares y ancestros.

Pero como en la vida lo que buscas, te busca, un buen dia llegó un angel y me dijo: “Yerling tócate el vientre todos los días y bendícelo” y como yo soy tan apasionada le agregué un poquito más:

⭐️integré a mi esposo e hija en este proceso, realizando todas las tardes un lindo encuentro de 10 min para visualizar al bebé y allí descubrimos que hasta podíamos jugar con la imaginación. La verdad fue divertido y emotivo porque hasta le pusimos nombre al bebé, visualizábamos tanto su palabra preferida, como la comida que más le gustaría, también nos imaginábamos su profesión, características físicas, en fin, nos relajamos todos, dejamos fluir y se manifestó el amor en un plano tan elevado, que se hizo realidad ese sueño y hoy puedo decirte que he gozado de un embarazo bendecido y que estoy a sólo días de tener entre mis brazos a ese ser tan anhelado, a pesar que para los profesionales de la salud, medicamente hablando eso era UN IMPOSIBLE.

Por esa razón con lágrimas en mis ojos te afirmo la importancia de creer en Dios y del control que hay que tener de la mente; aunque también soy partidaria que cada persona tiene su historia y que los seres que llegan a nuestras vidas son más para sumar aprendizajes que para restar.

Mis líneas de hoy también las dedico a mis hijos, porque definitivamente me han transformado como mujer, me han retado a dar lo mejor de mi y me han hecho buscarle la posibilidad a lo que decían por allí que era imposible. Sin duda alguna, MAXIMILIANO como buen caballero respetó mi proceso de aprendizaje y esperó que su madre se convirtiera en una mujer más creyente, más paciente, más amorosa, más humilde, más guerrera y por supuesto una fans en “contar historias de la vida real” para así él poder llegar a mi vida.

Amiga lectora, sé que ha sido largo este artículo, pero no puedo despedirme sin dejarte mis respectivas Estrellas Tips, estoy segura que con mis humildes consejitos y tu cabeza en positivo lograrás tener a tu hijo/a:

⭐️ Cree en Dios y búscale por todos lados.

⭐️ Perdónate y perdona a tu árbol genealógico por cualquier error que hayan cometido.

⭐️ Busca herramientas para empoderar tu positivismo.

⭐️ Practica la visualización desde el amor y la diversión.

⭐️ No desesperes ni desistas.

⭐️ Acciona bajo tu lógica y tu intuición ante cualquier tratamiento médico u operación que debas someterte.

⭐️ Siente ya la presencia en tu vida de ese ser que tanto anhelas y ponle un Nombre.

⭐️Si yo pude, tú también lo lograras 💪.

⭐️ Y por último te repito lo que un angelito me enseñó: “BENDICE TU VIENTRE A DIARIO”.

Les envío Besitos Empalagosos 👄👄👄

Hasta la próxima semana.